Get Active
Get Active

Ejercicio físico anti estrés

¡Mantente activo! El ejercicio puede ayudar a reducir los niveles de estrés y como consecuencia ayudar a prevenir el herpes labial. Estas son algunas de las actividades físicas que pueden marcar la diferencia.

Si el estrés es un factor desencadenante conocido del herpes labial para ti, prueba a incorporar algún tipo de ejercicio en tu día a día. Cualquier ejercicio, desde caminar hasta una clase de spinning, puede servir para aliviar el estrés. Da igual si eres deportista o no: cualquiera puede conseguir que un poco de ejercicio sirva para mucho a la hora de aliviar el estrés

Consejos para empezar

Empieza poco a poco. Como se suele decir, hay que aprender a andar antes de echar a correr. Fijarte metas realistas para empezar te ayudará a ir conformando gradualmente tu programa de puesta a punto.

Practica actividades que te gusten. Cualquier tipo de movimiento puede servir para reducir el estrés, así que elige algo que te apetezca hacer y que no te suponga un sacrificio.

Reserva tiempo. Puede no ser a la misma hora cada día, pero siempre hay tiempo para hacer un poco de ejercicio, aunque solo sea caminar 10 minutos después de cenar.

Recurre a un amigo. Hacer ejercicio con un amigo puede hacerte sentir más motivado y comprometido con el ejercicio, sobre todo si no te apetece demasiado.

Varía. Para mantener el interés por el ejercicio, prueba diferentes actividades. Por ejemplo, si siempre sales a correr, prueba a incorporar una clase de yoga o a hacer senderismo como otra actividad en tu rutina.

Improvisa. Si no encuentras hueco para caminar 30 minutos, prueba a caminar 10 minutos en tres veces. Lo más importante es convertir la actividad física regular en parte de tu estilo de vida.